Diferencias entre el arroz blanco y el integral

Diferencias entre el arroz blanco y el integral

Ya sabes que en nuestro restaurante cerca del AVE en Madrid Centro el arroz es uno de los protagonistas indiscutibles de la carta. Por eso queremos dedicar esta publicación a las diferencias entre el arroz blanco y el arroz integral.


Ya sabes que, junto al trigo y el maíz, el arroz es para la FAO (Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y Alimentación) el principal cereal del mundo el cuanto a producción y consumo. Por eso en el Restaurante Arrocería Puerta de Atocha siempre hemos querido situarlo en un lugar privilegiado de nuestra oferta gastronómica. Hablando de las diferencias entre el blanco y el integral, tienes que tener claro que este último contiene más cantidad de fibra. ¿Por qué? Porque la mayor parte se concentra en las capas externas del grano formadas por celulosa, las que se quitan cuando se procesa el arroz blanco. Para explicarlo con datos, si 100 gramos de arroz integral cocido aportan 1’9 gramos de fibra, esta cantidad se reduce hasta cinco veces en el caso del arroz blanco. 


Además, el arroz integral tiene más vitaminas, minerales y oligoelementos. Nutrientes que en el blanco se pierden en el proceso de descascarillado. Entre estos nutrientes destaca la tiamina, la vitamina B1, la B2 y la riboflavina. De todas formas, el arroz blanco sigue siendo una importante fuente de energía por su alto contenido en hidratos de carbono y su poca grasa. Beneficios de los que podrás disfrutar en nuestro restaurante cerca del AVE en Madrid Centro con todas las variedades de arroz que te ofrecemos, en concreto 18.